Geboren in Córdoba, Argentinien, lebte lange Zeit in Spanien und lebt nun in Deutschland. Er ist Schriftsteller, Autor von Romanen und Kurzgeschichten, Regisseur und Professor für Film. Seine Geschichten erscheinen regelmäßig in renommierten Zeitschriften, Anthologien und Literaturmagazinen in Spanien, Argentinien, Mexiko, Chile, Peru, Kanada, USA, Italien, Frankreich und Deutschland. Er studierte Bildende Kunst an der Kunsthochschule Emilio Caraffa in Cosquín, Córdoba, Argentinien.

Natural de Córdoba, Argentina, ha vivido en España y actualmente reside en Alemania. Es autor de relatos, novelista, director y profesor de cine. Sus cuentos aparecen habitualmente en prestigiosos periódicos, antologías y revistas literarias de España, Argentina, México, Chile, Perú, Canadá, Estados Unidos, Italia, Francia y Alemania. Ha cursado Bellas Artes en la Escuela de Artes Emilio Caraffa de Cosquín, Córdoba, Argentina.

Norberto Luis Romero is an Argentine, now a citizen of Spain presently living in Germany. He writes a wide range of fiction -from realistic to extreme fantasy. His stories have been published in Spain, Argentine, France, Italy, Canada and the United States. This is his first book-length collection to appear in English. He writes a wide range of fiction- from realistic to extreme fantasy.

Originario di Cordoba (Argentina), risiede in Spagna dal 1975. La sua opera letteraria, che comprende racconti e romanzi, ha ricevuto riconoscimenti per lo stile diretto e agile e per le sue sorprendenti tematiche, mai convenzionali e sempre molto coraggiose.

5.2.13

EL LOQUITO DEL CASERÓN


Mi madre está levantada a primera hora. Desde la ventana de su dormitorio en el segundo piso, observa el baldío de la esquina de enfrente. A pesar de la edad, conserva bien la vista. Al cabo me pregunta:
–Qué estará haciendo otra vez allí el Loquito del Caserón. Siempre lo veo los domingos muy temprano. Busca no sé qué en el suelo, de vez en cuando encuentra algo, se lo lleva a la boca…, pero no se lo come, no, porque al ratito lo escupe en una mano, lo revolea y lo tira a lo alto muy contento.
El Loquito del Caserón nació así –le explico– , siempre le ha dado por ir mirando al suelo y juntar cosas.
–Sí, claro –dice ella–, ¿y tiene una hermana, verdad?
–Sí, también tonta… –Y corro el visillo –.Pero, vuelve a la cama. Aún es temprano y enseguida te subo el desayuno.
Pero mamá continúa sumamente intrigada, mascullando mientras se dirige a su cama:
–Pero esto es distinto, sólo acude al baldío los domingos a primera hora a juntar cosas… pobre hombre, pobre familia.
–Olvídalo y vuelve a la cama.
Mientras le subo el desayuno pienso en los sábados por la noche, cuando quedamos la panda en el baldío para follarnos a La Boba. Si se enterara…y no serviría de nada decirle que nos cuidamos, que no olvidamos nunca usar condón.